lunes, 29 de octubre de 2012

Ayuntamiento de Alcorcón: Cubos de basura dignos para Torresbellas, un barrio sin cucarachas ni ratas

Change.org


 
¡Pedimos higiene y seguridad para todo Alcorcón! Cubos de basura dignos para Torresbellas y cierre de los socavones que suponen un peligro al peatón

 
 
Creada por: Victor, Alcorcon

El ayuntamiento de Alcorcón, pocas semanas de tomar posesión David Perez (PP) del cargo, nos dejó al barrio de Torresbellas sin depósitos soterrados de basura. En su lugar, ahora hay unos cubos rotos y unos grandes agujeros mal vallados que suponen un riesgo para cualquier peatón y que acumulan diariamente basura y ratas. Y todo esto está al lado de una guardería pública.  
Alcorcón, sí, el mismo municipio que esta en boca de todos por el faraónico proyecto del Eurovegas.



Los anteriores cubos estaban soterrados y permitía la separación de residuos para su posterior reciclaje. No eran los mejores, pero hacían bien su función. El ayuntamiento los ha retirado, pero no porque estuviese rotos o se hayan devuelto a la empresa que los instaló, han sido colocados en otro barrio del municipio donde viven personas con un mayor poder adquisitivo que la media del barrio, dejándonos unos contenedores enormes dignos de polígono industrial, sin tapas e incluso rotos.
 Actualmente sufrimos los olores, molestias típicas de tener basura tirada por la calle, ademas del problema de cucarachas y ratas. También se han puesto vallas para evitar el acceso a los huecos de los anteriores contenedores, que son tan hondos que si cae una persona adulta le seria imposible salir sin ayuda. Estas vallas están mal puestas y/o tiradas por el suelo, siendo un peligro contante para todos. La verja del fondo es una guarderia de la Comunidad de Madrid, para ser exactos lo que se pega a la calle es la zona del patio.
Avisar al ayuntamiento para que las recoloque nunca ha servido de nada. Por eso creo esta petición. Si Alcorcón se une y denuncia lo peligroso e insalubre de estos contenedores, podemos hacer que lo mejoren.

Gracias por firmar y difundir esta petición.


martes, 23 de octubre de 2012

Alcorcón, Miércoles 24, Presentación de la Campaña "Qué es para ti pagar la deuda?"




PRESENTACIÓN DE LA CAMPAÑA 
"PAGAR LA DEUDA ES..." 
Miércoles 24 octubre 19'30hs
Centro Joven, Calle Maestro Victoria, Alcorcón


CON:
Carlos Schwartz (periodista, especialista en economía),
Alex Ladera (activista Stop Desahucios)
Ella MacDonald (Activista Estudiantes En Lucha)


Con esta campaña preguntamos:
¿Qué es pagar la deuda para tí?
¿Qué es la deuda?
¿De donde viene?
¿Hay que pagarla?


También pretendemos juntar a topdas la personas en la zona de Alcorcón para trabajar el tema de la deuda conjuntamente y empezar hacer real el lema No Debemos, No Pagamos.

Esperamos que quieras participar; nos vemos el miércoles!


http://www.enlucha.org/site/?q=node/17809





martes, 16 de octubre de 2012

El aparcamiento del Hospital de Alcorcón comienza a cobrar



El hospital de Alcorcón cobra el aparcamiento tras 14 años de litigios

Los vecinos se manifestaron en contra de esta medida y pidieron incluso la reversión de los terrenos donde se levanta el centro


Los vecinos de Alcorcón se manifestaron en 2009 contra el cobro. / ULY MARTÍN


Cuando los trabajadores y usuarios del Hospital Universitario Fundación Alcorcón acudan a partir de hoy al centro, se van a encontrar con la sorpresa de que tendrán que pagar por estacionar el vehículo. Las tarifas, que estarán reducidas durante los primeros seis meses de funcionamiento, tendrán un precio aún más reducido para los empleados del hospital. Se concluye así un litigio que se arrastra desde 1998 y que ha contado con hasta manifestaciones de pacientes y familiares en las que pedían la reversión de los terrenos por este cobro.
El aparcamiento del hospital de Alcorcón está formado por 1.123 plazas dentro del recinto vallado, en la zona de Parque Oeste. El anuncio del concurso salió publicado en el Boletín Oficial del Estado del 28 de julio de 1997. El 17 de octubre de ese mismo año se falló el concurso. Sin embargo, la dirección del centro decidió no ejecutarlo, ya que con esas condiciones el hospital solo se iba a embolsar un millón de pesetas (6.000 al mes).

La empresa adjudicataria acudió a los tribunales alegando el lucro cesante (dinero que dejó de ingresar) y daño causado por la inversión, como instalación de una caseta y las barreras. Al final, sendas sentencias del Tribunal Superior de Justicia de Madrid y del Tribunal Supremo obligaron a la dirección del hospitalario a cumplir el contrato.

De poco sirvieron las presiones de los vecinos de Alcorcón para frenarlo. Cuando los fallos ya eran firmes, en marzo de 2009, medio millar de alcorconeros salieron a la calle exigiendo que no se privatizase el funcionamiento del hospital. De aquello han pasado tres años y medio y hoy, tras un largo proceso, la adjudicataria Parkings Hispánicos SL iniciará el cobro, según confirmaron fuentes sanitarias.

12,5 euros al mes

La empresa ha mandado un correo a los trabajadores y a la dirección en el que se les informa de las tarifas. La entrada al aparcamiento para estos empleados será por la calle de Berlín y tendrán que pagar 12,51 euros al mes. Este precio se mantendrán durante los próximos cinco años.

Mientras, los enfermos y visitantes podrán acceder por tres puntos: la calle de Budapest (entrada principal y urgencias) y por la de Atenas. La tarifa será de 0,31 euros por hora durante los primeros seis meses de cobro. Después subirá a 0,63 euros. Y a los 18 meses contados desde hoy, será de 0,79. El acceso a la entrada principal para acompañar a pacientes se podrá hacer sin cargo durante un máximo de diez minutos sin que se cobre al conductor. En el caso de las urgencias, será libre y gratuito para los vehículos que trasladen a pacientes. Eso sí, se advierte que no podrán permanecer en este área más tiempo del imprescindible para la gestión de la admisión del paciente. El acceso será también gratuito para los donantes de sangre, según la empresa. Esta ya anunció en 2009 que pediría una revisión de las tarifas dado que se habían quedado anticuadas desde su aprobación, en el concurso de 1998.

Un estudio demostró que el aparcamiento del hospital era utilizado por muchos vecinos de Alcorcón y de las localidades limítrofes para dejar sus vehículos y coger las cercanías de Renfe, dado que la estación está a muy poca distancia. Eso siempre generó problemas de estacionamiento, ya que algunos conductores no dudaban en dejar sus coches en el medio de la vía de la calle de Budapest. También aprovechaban algún descampado cercano para subir el vehículo. O incluso dejaban los automóviles en las zonas de acceso de las ambulancias que iban a rehabilitación o a trasladar a pacientes a consultas externas. La Policía Municipal no suele actuar en estas zonas, ya que son privadas. La única excepción es que sea el propio centro el que pida su presencia. En ese caso, los agentes sí denuncian a los infractores. El inicio del cobro espera solucionar estos problemas de circulación y estacionamiento en la zona.

lunes, 8 de octubre de 2012

Manifiesto leido en las manifestaciones del 7 de octubre







MANIFIESTO MANIFESTACIONES 7 DE OCTUBRE 2012

Buenos días a todas y a todos.

Las organizaciones sociales, profesionales y sindicales que constituimos la Cumbre Social os agradecemos vuestra presencia en esta multitudinaria manifestación.

La Cumbre Social, que agrupa a 150 organizaciones en representación de más de 900 entidades sociales y sindicales de los más diversos ámbitos de la sociedad civil, hemos valorado la acción llevada acabo el pasado 15 de septiembre, las últimas medidas de recorte del Gobierno y hemos establecido la respuesta social necesaria para conseguir un cambio en profundidad de las políticas que se están llevando acabo por parte del Ejecutivo.

La Cumbre Social considera un éxito la marcha-concentración celebrada el pasado 15 de septiembre en Madrid, tanto por la participación registrada, como por la oportunidad de hacer visible la convergencia de una amplísima pluralidad de sectores y colectivos perjudicados por la acción de gobierno.

Centenares de miles de personas de todos los rincones de la península y representativas del diverso malestar social, se dieron cita en la plaza de Colón de Madrid. Hoy queremos expresar nuestro más sincero reconocimiento a todas ellas por el esfuerzo realizado y el acto de civismo que protagonizamos.

Al mismo tiempo, queremos denunciar el burdo intento de los representantes gubernamentales, de algunos medios de comunicación, así como del Ministerio del Interior, de intentar despreciar el seguimiento real de la convocatoria, manipular a la opinión pública y convertir cualquier expresión del conflicto social en un problema de orden público.

Basta recordar que, en ese mismo lugar y con una asistencia menor, los que ahora pretenden descalificarla habían asegurado reunir a millones de personas, cuando la convocatoria era organizada por el entorno del partido que ahora nos gobierna.

La Cumbre Social también ha manifestado su repulsa ante los hechos acaecidos en las manifestaciones celebradas los pasados 25, 26 y 29 en Madrid, en las que se registraron cargas policiales de extrema dureza y un importante número de detenciones y heridos.

Hemos denunciado la estrategia del Gobierno expresada a través de su delegación en Madrid y del Ministerio del Interior, consistente en descalificar y desprestigiar ante la opinión pública las manifestaciones de rechazo a las políticas antisociales promovidas por el Ejecutivo, convirtiéndolas en un problema de orden público.

Hemos denunciado las órdenes dadas a las fuerzas de seguridad que generaron unas intervenciones de inusitada agresividad, una tensión del todo innecesaria, y que dieron una imagen de manifestación violenta cuando se trataba de una convocatoria pacífica.

Hemos exigido que se depuren responsabilidades políticas que, en todo caso, deben suponer el cese o dimisión de la Delegada del Gobierno (que se atreve a “sugerir” que se “module el derecho a manifestarse”) y que los procesos judiciales en curso fuesen archivados, como así ha sucedido finalmente.

Hemos expresado nuestra profunda preocupación ante la deriva autoritaria que está adoptando el Gobierno.

La represión de las manifestaciones debe ponerse en relación con la actitud arrogante y prepotente que se adopta desde los máximos responsables políticos del ejecutivo, con la ausencia de diálogo social y político, con el ocultismo con el que se abordan temas fundamentales para el país, como es el posible rescate de la economía española, con los intentos de manipulación de la opinión pública,…Todo ello está suponiendo una involución en nuestro sistema de derechos y libertades, que amenaza con poner en riesgo las reglas de convivencia de las que nos dotamos en el inicio de la transición política.


Hoy tenemos que volvernos a hacer eco del que fue el grito más unánimemente coreado el pasado 15S: Referéndum ya!

No hay duda de que estamos ante un flagrante fraude electoral, como no hay duda de que el Gobierno está adoptando medidas y decisiones políticas de gran trascendencia para el bienestar de la mayoría social con total falta de transparencia y un ocultismo deliberado.

Buena prueba de ello la tenemos en la “secreta” negociación que se está llevando acabo para el rescate a la economía española. Esta actitud no hace otra cosa que mermar, aún más, la confianza en las instituciones políticas de amplios sectores de la ciudadanía y son una muestra de autoritarismo que puede acabar amenazando seriamente la convivencia democrática. En este sentido la exigencia de que se convoque un Referéndum, sobre el programa que se está aplicando por parte del Gobierno, se convierte también en una exigencia de regeneración democrática.

La ciudadanía puede, porque así lo contempla la Constitución, y debe ser convocada para expresar su opinión ante situación tan grave y excepcional por la que atravesamos.

La ciudadanía española está reaccionando.

Aquí no hay mayoría silenciosa (concepto que recuerda la etapa más siniestra del franquismo) con la que se pueda jugar según convenga.

En nuestro país los ciudadanos y ciudadanas hemos alcanzado la madurez democrática suficiente para saber lo que nos conviene y lo que no, para darnos cuenta de cuando se nos pretende engañar.

Por mucho que le pese al Presidente del Gobierno, aquí no hay unos ciudadanos que se movilizan (según él lo menos) en contra de sus políticas y otros que no lo hacen (según él los más) y por tanto, le apoyan.

El Presidente del Gobierno no puede escudarse en las personas que no salen a la calle a manifestarse para justificar sus apoyos. Porque la manera más sencilla de saber lo que piensan quienes se manifiestan y quienes se quedan en casa es preguntándoles.

Sr. Rajoy ¿porqué no pregunta al pueblo español que le parecen sus políticas?.

Es que tiene miedo que lo que usted denomina mayoría silenciosa hable alto y claro y le diga que no está de acuerdo con lo que su Gobierno está haciendo?

Referéndum Ya!

La Cumbre Social ha tenido ocasión de valorar lo que en estos momentos se puede conocer del anteproyecto de Ley de Presupuestos Generales del Estado para 2013 y hemos denunciado tanto la truculencia en su presentación como sus contenidos.

En efecto, el Gobierno ha vuelto a incurrir en un ejercicio de funambulismo político, que no es otra cosa que un nuevo intento de manipulación de la opinión pública, al presentar el proyecto, pues ha ocultado sus verdaderas intenciones: por un lado transfiere a las CCAA la mayor parte de la responsabilidad en el recorte del gasto social; por otro, oculta su verdadera intención en temas tan sensibles como la revalorización de las pensiones (medida contemplada en la legislación vigente que fue duramente criticada por el PP cuando el anterior gobierno no la aplicó) y todo ello intentando, como ya hizo en Andalucía, ganar tiempo para poder sortear las próximas citas electorales en Galicia y País Vasco.

De su contenido debemos denunciar que estamos ante unos Presupuestos que van a hundirnos más en la crisis e incrementar todavía más nuestra tasa de paro.

No podemos olvidar que en el último mes son casi 80.000 personas las que han perdido su puesto de trabajo y que ya estamos sufriendo las consecuencias del decreto de 13 de julio, por el cual se redujeron prestaciones por desempleo, dependencia y condiciones salariales y laborales de las empleadas y empleados públicos.

El proyecto únicamente contempla recortes a la inversión, sacrifica los estímulos a la actividad económica y a la creación de empleo y renuncia a una política fiscal que mejore los ingresos del Estado, algo que está al alcance del Gobierno a través de una lucha decidida contra el fraude, de exigir a los Bancos que paguen al menos parte de la factura de su rescate, y a través   de una reforma fiscal que apueste por la suficiencia, la equidad y la solidaridad entre personas y territorios.

Esta situación se verá agravada por la rebaja de la partida para las prestaciones por desempleo, que hace prever que los 450 euros del plan PREPARA dejarán de abonarse el próximo mes de febrero cuando caduca el actual. Pretender recortar el gasto en desempleo en un 6,3% cuando 1.737.000 hogares no tienen ningún ingreso, denota una gran insensibilidad y supone alimentar el ambiente explosivo que ya se observa en la sociedad española.

Por otra parte no hay que olvidar que lo previsto para pensiones no se incrementa más que un 1%, cantidad que no garantiza ni la revalorización de las pensiones.

En unas condiciones así solo cabe esperar que aumente la pobreza y la exclusión, fenómenos ambos que afectan muy mayoritariamente a las mujeres, a los inmigrantes, a los jóvenes y ahora ya, a la infancia.

En el proyecto de Presupuestos también decrece de manera significativa la protección social, las partidas destinadas a la dependencia, los servicios sociales, la ayuda a la cooperación al desarrollo, al mundo rural, al medio ambiente, etc.

Estas partidas se verán aún más recortadas cuando las CCAA tengan que elaborar sus propios Presupuestos, donde asistiremos a nuevos recortes en educación y sanidad, servicios que dependen esencialmente de ellas (no podemos olvidar que ya se están planteando medidas como el copago del transporte sanitario). Esto será así porque el Gobierno no ha dado a las Autonomías el margen de tiempo para reducir la deuda que España ha ganado de la Unión Europea.

Debemos denunciar que, junto a tanto recorte en inversión y gasto social, el proyecto de Presupuestos contemple lo que a la inmensa mayoría de la población española nos costará, en forma de deuda, el dinero destinado a rescatar el sistema bancario.

Más crisis, más desempleo, menos protección social y menos servicios públicos es una ecuación funesta para la mayoría de las personas de este país de las que solo se salvan las élites económico-financieras, que se cobijan al resguardo de la acción de gobierno.

En estas condiciones no nos queda otra opción que movilizarnos.

Por eso estamos hoy aquí, porque queremos denunciar la política antieconómica y antisocial que está llevando a cabo el Gobierno, ahora recogida en el proyecto de Presupuestos Generales del Estado para 2013.

Estamos aquí también porque queremos denunciar las formas autoritarias y antidemocráticas que el Ejecutivo está empleando.

Estamos aquí porque queremos reivindicar otra política, tanto en Europa como en España, para enfrentar la crisis.

Hoy sabemos que solo con austeridad no se sale de la crisis. Hoy sabemos que Grecia, Portugal e Irlanda, países que han solicitado el rescate, están peor que antes de hacerlo.

Reivindicamos otra política que de prioridad a la reactivación económica y a la creación de empleo, dedicando especial atención a los jóvenes a los que se está condenando a la emigración o a la exclusión social, con lo que ello supone de lastre para el futuro del país.

Si todos y todas estamos de acuerdo en que en nuestra juventud está el futuro, cabe preguntarse qué futuro nos espera si los jóvenes mejor formados se ven empujados a buscar trabajo fuera de nuestras fronteras, o si los que permanecen aquí no tienen ninguna expectativa ni formativa, ni laboral, ni de emancipación.

Reivindicamos otra política que haga compatible la lucha contra la crisis con el mantenimiento de nuestro sistema de protección y de Estado de bienestar, que no condene a los más desfavorecidos a la pobreza y la marginación.

La situación es grave, nadie mejor que nosotros y nosotras lo sabemos, pues somos los que más la sufrimos, pero hay que decir con todas nuestras fuerzas que la deuda y el déficit se pueden combatir  reduciendo gastos o incrementando ingresos, y el Gobierno solo opta por reducir gasto social porque no quiere incomodar a las élites económico-financieras a las que se pliega servilmente.

Sirva como ejemplo la carta que hace pocos días remitieron destacados representantes de las citadas élites al Ministerio de Economía para que en España no se aplique una tasa a las transacciones financieras.

Estamos aquí para denunciar el fraude que está cometiendo el partido en el Gobierno que incumple su programa electoral.

Estamos aquí para denunciar una forma de hacer política que oculta, calculada y sistemáticamente, a la ciudadanía sus verdaderas intenciones como si los ciudadanos de este país fuésemos una masa aborregada incapaz de darnos cuenta y dispuesta a aceptar acríticamente lo que a ellos les venga en gana, sin capacidad de reaccionar.

Estamos aquí para volver a exigir que se de la palabra a la ciudadanía, que se convoque un Referéndum ya!

Referéndum ya!, Referéndum ya!, Referéndum ya!

Estamos aquí para anunciar públicamente que las organizaciones que componemos la Cumbre Social estamos debatiendo sobre la posibilidad de que en este país pueda haber una Huelga General si el Gobierno no cambia significativamente de políticas y de actitud.

Una Huelga General que aspiramos a coordinar con otros países de la Unión Europea y que puede ser la primera que se convoque al mismo tiempo en más de un país.

Estamos reaccionando, nos movilizamos por lo que consideramos justo, lo hacemos en uso de nuestros legítimos derechos democráticos, conquistados con años de luchas y sacrificios personales y colectivos.

Que nadie pretenda criminalizar las manifestaciones ciudadanas, que nadie pretenda convertir el conflicto social en un problema de orden público.

Con el ejercicio libre y responsable de nuestros derechos también estamos fortaleciendo la democracia.