sábado, 30 de noviembre de 2013

El 71% del fraude se atribuye a los patrimonios altos, según los técnicos de Hacienda

El 80% de los técnicos de Hacienda se ocupan de quienes cometen el 29% del fraude 


  • Las fortunas de los millonarios españoles no se han resentido con la crisis económica. 
  • La desigualdad en crisis: hombre rico, hombre pobre elaborado por los Técnicos del Ministerio de Hacienda (Gestha). 
  • El 20% de los españoles más ricos acapara el 44% de los ingresos.
  •  Este dato contrasta con las rentas declaradas por el 80% restante que, pese a ser un número cuatro veces superior, apenas acumuló el 56% de los ingresos. 
  • Según Gestha, estos datos ponen de manifiesto la existencia de un alto nivel de desigualdad social y económica en España. 
  •  Por comunidades, Madrid y Cataluña son las que presentan mayores brechas de desigualdad al concentrar el mayor número de grandes fortunas. 
  • El número de millonarios en España crece en 47.000 personas durante 2013. ECO ®  Actividad social 



 El 20% de los contribuyentes españoles más ricos acaparan el 44% de todos los ingresos declarados en 2012, según los datos facilitados por los Técnicos del Ministerio de Hacienda (Gestha) en su informe La desigualdad en crisis: hombre rico, hombre pobre, presentado en el marco de su XIII Congreso Anual celebrado en Granada y que ha servido para denunciar que el 80% de los técnicos de Hacienda se ocupan solo de quienes cometen el 29% del fraude, por lo que han pedido más recursos también para actuar contra multinacionales y grandes compañías. El primer dato contrasta con las rentas declaradas por el 80% restante que, pese a ser un número de contribuyentes cuatro veces superior, apenas acumuló el 56% de los ingresos, lo que, según Gestha, pone de manifiesto la existencia de un alto nivel de desigualdad social y económica. A esto se suma que el 20% de los declarantes "más pobres" solo represente el 6,6% de los ingresos totales. De hecho, según el índice de Gini (ver cuadro **No hay datos disponibles para País Vasco y Navarra, que sí se incluyen en el índice España), que sirve para medir si la riqueza está bien repartida o no —siendo cero el valor más equitativo y 1 el más desigual—, el registro español se sitúa en un 0,32, lo que supone un nivel elevado para un país como España, que teóricamente se encuentra entre los países más desarrollados. No obstante, este coeficiente varía sustancialmente en función de las distintas comunidades autónomas analizadas, siendo Madrid y Cataluña las que presentan mayores brechas de desigualdad al concentrar el mayor número de grandes fortunas. Además, los Técnicos destacan cómo esta brecha se ha abierto más en los últimos años como consecuencia de la crisis, ya que en 2007 el índice de Gini se situaba en el 0,28, aumentando un 10,8% hasta 2012. En este intervalo, fueron los años 2009 y 2010 los "más dramáticos" al incrementarse en casi dos millones el número de parados y al deteriorarse con mayor intensidad la economía española, que llegó a retroceder un 3,7%, dejando las cuentas públicas al borde del colapso. En paralelo, este aumento de la diferencia entre los contribuyentes más ricos y la gran mayoría de los asalariados no sólo se ha convertido en una sensación generalizada a causa de la crisis, sino que también se ha traducido en una realidad a pie de calle, con un aumento espectacular de las personas que viven por debajo del umbral de la pobreza. Así, desde que se inició la crisis a finales de 2007, algo más de dos millones de personas han pasado a vivir por debajo de este umbral, hasta los 9,3 millones, lo que supone un 28,8% más. Sin embargo, el informe evidencia sustanciales diferencias entre comunidades, siendo Navarra, Madrid y Cataluña aquellas donde más avanzó la desigualdad. En cambio, la desigualdad se redujo o se mantuvo estable en Castilla y León (-16,4%), Extremadura (-8%) y Galicia (+1%). Según Gestha, esto se debe a que son autonomías en las que la densidad de grandes patrimonios es mucho menor, lo cual no crea una situación de disparidad con el resto de los asalariados, que ganan rentas mucho más modestas. En una posición intermedia se encuentran los ciudadanos de Asturias, La Rioja, Castilla y León y Baleares, que cuentan con unas cifras de desigualdad por debajo de la media aunque, según Gestha, esta brecha entre "ricos y pobres" podría incrementarse si no se adoptan medidas contundentes para contenerla. Medidas para luchar contra el fraude de las grandes fortunas y empresas Para frenar esta situación, Gestha propone intensificar la lucha contra el fraude, y enfoncarla en investigar la evasión protagonizada por las grandes fortunas y grandes empresas, que concentran el 71,8% del fraude fiscal total. Esta parte supone una pérdida recaudatoria para el Estado de más de 42.000 millones de euros anuales. Asimismo, Gestha aboga por crear un Impuesto sobre la Riqueza de ámbito estatal —evitando así las bonificaciones autonómicas al 100% de la cuota— con mínimos exentos similares a los vigentes en el Impuesto sobre Patrimonio, aunque el tipo efectivo de este nuevo tributo debería triplicar al del actual impuesto para ser efectivo. De este modo se podría conseguir una recaudación adicional de 3.400 millones de euros anuales. Según el presidente de Gestha, Carlos Cruzado, la puesta en marcha de un Impuesto sobre la Riqueza de carácter estatal "tendría un mayor efecto sobre la recaudación y serviría para evitar la aplicación de nuevos recortes, con los que sólo se añade más presión sobre la economía de las clases medias y trabajadoras". Además, reclama una reorganización de la Agencia Estatal Tributaria (AEAT) para que dedicara más esfuerzo a perseguir el fraude de las multinacionales y grandes compañías del país, en vez de concentrar al 80% de los recursos a lo más fácil que es investigar a autónomos, microempresas, pymes y asalariados, además de adoptar medidas para ejercer un mayor control de la eficiencia del gasto público.

Ver más en: 
http://www.20minutos.es/noticia/1991106/0/informe-gestha/riqueza/espana/#xtor=AD-15&xts=467263





 El 71% del fraude se atribuye a los patrimonios altos, según los técnicos de Hacienda



  • El presidente, Carlos Cruzado, alerta de que la opinión generalizada de que el grueso del fraude fiscal está en el pequeño autónomo es errónea.
  • El objetivo es que España se equipare a niveles de otros países europeos. 
  • Ha recalcado que la legislación existente "sigue dando resultados escasos".
  • La economía sumergida en España se estabiliza en el 20% del PIB, según la FEF. 



El presidente de los Técnicos de Hacienda (Gestha), Carlos Cruzado, advierte de la urgencia de desterrar una creencia común "errónea" que sitúa el grueso del fraude fiscal en el pequeño autónomo y en las pymes puesto que el 71% "es atribuible" a patrimonios altos y grandes empresas. El engaño varía, según de quien se trate, dado que en el caso del trabajador por cuenta propia lo normal es que evite facturar algunos servicios, mientras que en las pequeñas compañías con relativa frecuencia se incluyen gastos personales como de trabajo, y en las de mayor tamaño ya se estaría hablando de entramados societarios. "Hay que cambiar esa opinión generalizada que focaliza" la trampa equivocadamente, señala Cruzado en una entrevista, durante su estadía en Compostela para participar en un curso de la Universidad de Santiago celebrado esta semana y centrado justamente en la lucha contra esta lacra en un contexto de crisis económica. Cruzado también distingue entre la reacción social que suscita un supuesto de "fraude a gran nivel", y cita como ejemplo al extesorero del PP Luis Bárcenas; y la que se genera, "de un modo muy diferente", ante las prácticas que se dan en las "economías de subsistencia". Y que se ven como una "vía de escape", pese a que no lo sean, por los efectos negativos: competencia desleal, falta de seguridad laboral, el problema de las pensiones, "todo ello supera a los presuntos condicionantes positivos". Niveles de Europa Pensar en erradicar esta estafa "al cien por cien" es "irrisorio", manifiesta, y por ello indica que el objetivo ha de ser que España se equipare a los "niveles" de países de su entorno, como Francia o Alemania. Considera que es necesaria una "reforma en profundidad" en la Agencia Tributaria¿Cómo lograr bajar entonces esos diez puntos? Con informes sobre la economía sumergida que permitan tener una "foto fija, desagregada por sectores", para iniciar así "una lucha eficaz"; y mediante una "reforma en profundidad" de los procedimientos, funcionamiento y estructura de la Agencia Tributaria. Uno de los "errores" más significativos de los últimos tiempos, prosigue Cruzado, es el acontecido con la Infanta Cristina, y en este sentido afirma que cuando un magistrado pide información, hay una serie de funcionarios que están asignados a ese auxilio judicial. Resulta que aquí hay unos datos que están en la base de la Agencia Tributaria y se han remitido, "parece que sin verificación y con una serie de fallos, no uno, ni dos, por lo que se hace raro de entender esa cadena de errores. Es un indicio de esa reforma que tanto se necesita". Un 20% del PIB España, sostiene, se encuentra entre los líderes de Europa en el capítulo de fraude fiscal y economía sumergida, algo que se traduce en que los impuestos que se escapan por esta vía "llegan a los 90.000 millones". Solo en Galicia, la economía sumergida mueve unos 4.700 millones al año, observa. "El nivel de fraude económico y economía sumergida se sitúa en España entre el 20 y el 25% del Producto Interior Bruto (PIB), solo por detrás de Grecia, y de aquellos países de más reciente incorporación a la Unión Europea", subraya Cruzado. En España, agrega, la "conciencia fiscal" no es equiparable, por ejemplo, a la que existe en Estados Unidos, y ello obedece a una "tradición oscurantista" y a una evidente "falta de interés" hasta la llegada de las vacas flacas, cuando muchos se han hecho la pregunta de "en qué se gastan los impuestos". Pero si a raíz de la crisis se ha incrementado esa curiosidad, también es cierto, dice, que "los datos demuestran que ha aumentado ese fraude y esa economía sumergida, merced a que las empresas antes de dejar a pagar a sus proveedores o a sus trabajadores, dejan de pagar sus impuestos a Hacienda". 

Por ello apela Cruzado a la "voluntad política" y recuerda que la legislación existente "sigue dando resultados escasos".


Ver más en: http://www.20minutos.es/noticia/1876456/0/fraude-fiscal/patrimonios-altos/grandes-empresas/#xtor=AD-15&xts=467263

viernes, 22 de noviembre de 2013

Este sábado, Vamos a cambiar las cosas, Salvemos a las personas

TODOS JUNTOS, TODAS JUNTAS
SOBRAN MOTIVOS 
SÍ SE PUEDE

La Cumbre Social llama a la participación en las movilizaciones del 23 y 24 de noviembre






23N, a las 12:00, Atocha: Manifestación "Juicio a la banca. Salvemos las pensiones. Salvemos lo público. Salvemos a las personas"

Comunicado de Marea Ciudadana Madrid


Marea Ciudadana Madrid convoca una manifestación conjunta para el 23N junto a Cumbre Social Madrid que saldrá de Atocha a las 12:00h.

Marea Ciudadana Madrid, tras su asamblea realizada el viernes 15 de noviembre, aprobó continuar con las conversaciones con Cumbre Social con el fin de conseguir realizar una gran movilización el #23N.

Marea Ciudadana Madrid entiende que las condiciones para confluir con Cumbre Social Madrid a una manifestación conjunta se han cumplido y, por tanto, acuerda desvincularse del recorrido acordado anteriormente Plaza España-Sol. Por ello queda al margen de la decisión de mantener dicho recorrido que puedan adoptar otras organizaciones.

Marea Ciudadana Madrid, como espacio que busca la confluencia, sigue llamando a aunar las fuerzas de mareas, asociaciones, plataformas, sindicatos, partidos políticos, colectivos y, en definitiva, de todas las personas que sientan que podemos cambiar y construir una sociedad más justa, solidaria, inclusiva y democrática. Consideramos que tenemos que aunar nuestras fuerzas para dar una gran respuesta el #23N.

JUICIO A LA BANCA,
SALVEMOS LO PÚBLICO,
SALVEMOS LAS PENSIONES,

SALVEMOS A LAS PERSONAS

martes, 19 de noviembre de 2013

"El (reiterado) fracaso del piquete anti huelga", por Hugo Martínez Abarca



Quien Mucho Abarca: Quien Mucho Abarca

El (reiterado) fracaso del piquete anti huelga

La inmovilidad de Ana Botella en la huelga de limpieza podía haber tenido éxito. Es una táctica que se ha usado decenas de veces. Los culpables del conflicto laboral no asumen su responsabilidad pero preparan el piquete anti huelga: la criminalización de los huelguistas en el pesebre mediático y las molestias acumuladas por los días de huelga predisponen a los ciudadanos a favor de cualquier ataque al derecho a huelga. Una vez llegados a este punto y con los trabajadores agotados por días de lucha y tras haber sacrificado bastantes días de sueldo ya existe un clima favorable a la estocada política.
En las últimas huelgas no ha funcionado. Fue evidente el fracaso de la criminalización de los mineros, a quienes siguiendo el manual llamaron privilegiados, violentos, etc. Gran fracaso: los mineros iban recibiendo el apoyo popular por donde pasaban hasta culminar en Madrid con dos grandes marchas, una por la noche y otra por la mañana de un día laborable acompañados por miles y miles de personas.
Quizás fue más signicativa la huelga de la sanidad en Madrid o las huelgas educativas (especialmente la indefinida en Baleares) porque generaban molestias reales a mucha gente. Viví con cierta intensidad las huelgas sanitarias del año pasado (coincidieron con la fase final del embarazo de mi pareja) y en los centros médicos los pacientes sólo nos preocupábamos de organizar la cita que sustituiría a la cancelada. Sólo recuerdo a una señora iniciar el ataque a los médicos en huelga y el resto de gente que estábamos allí le contestamos airadamente hasta que terminó refunfuñando en silencio. No sirvió de nada la campaña mediática que llamaba al personal sanitario privilegiado y a su huelga “política”.
Ese fracaso se ha repetido en la huelga de limpieza en Madrid. Lejos de señalar a los sindicalistas y trabajadores en huelga como culpables del desborde de mierda de Madrid ha habido un clima de comprensión hacia a huelga y solidaridad con ellos. Es cierto que la responsabilidad se ha centrado en Ana Botella (blanco fácil de las iras por su extravagante inutilidad) en vez de en los lustros de ruina municipal a que han conducido también sus antecesores (¿dónde está Gallardón?) o en las empresas concesionarias, curiosamente protagonistas de los papeles de Bárcenas (son empresas que “donaron” dinero al PP, pero por supuesto eso no tiene nada que ver con que consiguieran los jugosos contratos de limpieza).
Lo que parece bastante claro es que por fin se ha desplazado el punto de mira popular de la responsabilidad en las huelgas, que ya no está en los trabajadores que defienden sus derechos sino en alguno de los lugares desde los que se les ataca. Que con su propuesta de recorte de la ley de huelga Ana Botella ha hecho (más) el ridículo. Y que los sindicatos, cuando son combativos, gozan de unas grandísimas simpatías populares: sin duda desde el poder se ataca a los sindicatos con nostalgia de los sindicatos verticales, pero en la izquierda y los movimientos hay una inmensa voluntad de felicitar a los sindicatos por su lucha. Como en el conflicto de limpieza de Madrid. ¡Enhorabuena!


miércoles, 13 de noviembre de 2013

Exposición sobre el Proceso "1001" contra sindicalistas en el franquismo


Exposición TIEMPOS DE CLANDESTINIDAD hasta el jueves 14 en el local de CCOO Alcorcón, (Avda. de Leganés, nº 21)

El Juicio contra dirigentes del sindicato Comisiones Obreras detenidos durante el final del franquismo


lunes, 4 de noviembre de 2013

"Bajar salarios no es bueno", por Vicenç Navarro

En el blog del profesor de economía

"Bajar salarios no es bueno"
Artículo publicado por Vicenç Navarro en la revista digital SISTEMA y en la columna “Pensamiento Crítico” en el diario PÚBLICO, 1 de noviembre de 2013
Este artículo muestra la falsedad de los argumentos utilizados por los economistas liberales, que acentúan la necesidad de bajar los salarios como la mejor manera de salir de la crisis actual, mediante el aumento de la productividad y de la competitividad, incrementando las exportaciones.
La revista Social Europe Journal acaba de publicar un artículo, “How Quarterly Capitalism Stifles Investment And Wages”, escrito por George Tyler, que muestra la falsedad de los argumentos utilizados por los economistas liberales que acentúan la necesidad de bajar los salarios como la mejor manera de salir de la crisis actual, mediante el aumento de la productividad y de la competitividad, incrementando las exportaciones. El autor presenta evidencia del error de este supuesto.
Para ello compara los salarios por hora de los trabajadores en EEUU con los salarios por hora de los trabajadores de los países nórdicos de Europa, los cuales son mucho más elevados que los primeros. En realidad, los trabajadores del norte de Europa reciben por hora diez dólares más que los estadounidenses, lo cual es una cifra más que respetable. Y a pesar de ello, la productividad es mucho mayor en los países nórdicos que en EEUU.
George Tyler muestra las causas de este diferencial. Una de ellas es que las empresas nórdicas invierten mucho más que las estadounidenses. Y lo mismo ocurre en cuanto a investigación y desarrollo (I+D). Las nórdicas invierten más que las estadounidenses en dicha actividad.
Otra causa del diferencial de productividad es el mayor nivel educativo de la ciudadanía (resultado de tener mejores escuelas públicas en los países nórdicos) y, dato también importante, estos países tienen mayor inversión de las empresas en el propio trabajador y mejores relaciones laborales dentro de la empresa. La participación del trabajador (individual y colectivamente) en la gestión de las empresas es mucho mayor en las empresas nórdicas que en las estadounidenses, donde tal participación es casi nula. Previsiblemente, el trabajador se siente más cómodo e identificado con la empresa en los primeros que en EEUU. La estabilidad laboral en las empresas estadounidenses es mucho menor.
Añádase a ello que el empresariado estadounidense controla no solo los salarios, sino también el nivel de beneficios sanitarios que el trabajador y su familia tienen, con lo cual, cuando el primero despide al segundo, este pierde la cobertura sanitaria de él y/o ella y de su familia. Este es el mayor sistema de control que el empresariado de EEUU tiene sobre sus empleados. El impacto disciplinario de esta medida es enorme y explica que EEUU sea el país de la OCDE que tiene menos días perdidos como resultado de huelgas y paros laborales. Tal situación no ocurre en los países nórdicos, donde los servicios sanitarios son públicos, en lugar de privados.
Otra causa de que la productividad sea mayor en los países nórdicos que en EEUU es la actitud del mundo empresarial, muy fijada en conseguir el máximo nivel de beneficios en un tiempo corto. Esta orientación “cortoplacista” contrasta con una visión más a largo plazo del empresariado nórdico. Tyler muestra como la orientación de conseguir beneficios empresariales lo más pronto posible se consigue con una baja inversión, con unos salarios bajos, y con insatisfacción laboral, que el empresario intenta contener con las medidas disciplinarias citadas anteriormente. Este es el tipo de comportamiento empresarial más común también en España, que explica que España sea también un país, como EEUU, que tiene menor productividad horaria que los países nórdicos.
Es un síntoma del enorme poder del mundo empresarial en los medios de comunicación así como en las instituciones políticas, que todo el enfoque en aumentar la productividad haya sido en España el de bajar los salarios. Y mientras, los beneficios empresariales se están disparando en España, mientras que la economía y productividad en el país continúan estancadas. Esta es la consecuencia de lo que solía llamarse poder de clase, que ahora no se denomina así por considerarse “anticuado”.